El Banco Santander ha sido condenado por la Audiencia Provincial de Las Palmas de Gran Canaria a devolver el importe de 48.453 € a una pyme fotovoltaica por la colocación de un swap de inflación colocado el pasado año 2008.

El motivo del fallo ha sido por la falta de transparencia e información que la entidad no ofreció a los clientes, dando lugar a que la lectura del contrato fuera bastante dificultosa.

el-derechodiario16el mundo financiero

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn