La sección 21ª de la Audiencia Nacional de Madrid ha anunciado la anulación de un caso de preferentes, en el cual la entidad financiera, Bankia, colocó de forma intencionada un producto de riesgo a un perfil conservador.

El fallo condena a la entidad a devolver la suma de 966,35€ más las costas del proceso judicial; que el afectado no pudo ver resolver, debido a que fallecio durante los trámites del proceso por una metástasis ósea.

La sentencia estima que Bankia no cumplió con sus obligaciones legales, ya que no estudió el perfil inversor del cliente, y además colocó de forma consciente el producto de riesgo sin tener en cuenta la situación complicada del cliente.

el mundo financiero

 

 

diario16

 

 

diarioya.es

 

 

el-derecho

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn