La Audiencia provincial de Barcelona ha ratificado la condena a la entidad bancaria Catalunya Bank, por colocar una hipoteca multidivisa a un cliente. El fallo establece una compensación de 1 millón de euros en favor de la defensa, más el abono de las costas del proceso judicial.

La entidad se defendía bajo la premisa “no estaba perdido sino que había una situación puntualmente desfavorable“. Sin contar que el afectado no sólo no estaba amortizando su inversión, si no que se estaba aumentando paulatinamente su deuda crediticia.

Sin embargo la audiencia provincial recordó a Catalunya Bank que la normativa española y comunitaria tienen la misión de proteger al afectado de las “conductas persuasivas y avasalladoras” por parte del sistema bancario, evitando que estos últimos se vean perjudicados económica y legalmente.

legal today

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn